Search
Monday 9 December 2019
  • :
  • :

Muy cerca creación de Oficina del Conservador de Matanzas

matanzas-05 Actualmente en Matanzas se gestan indispensables proyectos en función de la restauración y protección de sus valores arquitectónicos y culturales.

Entre los más importantes se encuentra la conformación de la Oficina del Conservador de la ciudad, según se dio a conocer en un encuentro en la sede de la Unión de Periodistas de Cuba del territorio, en la mañana del viernes.

Se prevé que el equipo de conservadores se estructure en 4 áreas fundamentales. Los técnicos y servicios especiales recogerán el trabajo de un fotógrafo, un inversionista, un diseñador gráfico y un comunicador, entre otros especialistas; mientras que el grupo encargado de los Proyectos estará integrado por arquitectos, ingenieros y diseñadores industriales.

Completarán la plantilla un tercer bloque de estructuras financieras y de dirección y un equipo que, bajo la denominación de Patrimonio y Urbanismo, integrará las funciones de la propia Oficina del Conservador y las del Centro provincial de Monumentos y Sitios Históricos, al frente de este último fungirá Bielka Castillo, actual directora de la Oficina de Patrimonio, en Matanzas.

Leonel Pérez Orozco, quien se está propuesto como director de la Oficina del Conservador en Matanzas, explicó que la organización de la misma, alimentada con experiencias de ciudades como La Habana, Cienfuegos y Camagüey y adaptada a las características de la urbe yumurina, estará imbricada con la actual Oficina del Historiador y pensada para que una investigue la historia y la otra la ponga en práctica las acciones de restauración.

Entre las prioridades que se plantean los especialistas,  está establecer un Plan Director, con las normas para la conservación, insertado en un Plan Maestro en el que se dispongan las prioridades de trabajo.

De esta forma la Oficina velará por el adecuado manejo de los muebles e inmuebles patrimoniales del territorio, atendiendo principalmente a las acciones desconocedoras y ultrajantes de personas que disponen de edificaciones o piezas patrimoniales, sin previa consulta a las autoridades competentes.

La correcta puesta en práctica de las disposiciones de la Oficina del Conservador en Matanzas, agregó Pérez Orozco, requerirá la existencia de un cuerpo de inspectores encargado de fiscalizar las acciones que atenten contra la preservación del patrimonio.

Otro objetivo de primer orden será educar a la población en cuanto al conocimiento y la protección de los valores de su ciudad, para que la valoren desde su riqueza, puesto que su intervención en este aspecto será fundamental.

La implementación de una Oficina del Historiador en la ciudad de Matanzas implica importantes retos, desde el punto de vista objetivo y subjetivo. Aun cuando existan todavía deficiencias que labrar por el camino, el solo hecho de soñar con una ciudad mejor, donde se respeten las leyes urbanísticas y los valores históricos y culturales, sin dudas, nos devolverá el orgullo de vivir en la Atenas de Cuba.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mostrar Botones
Ocultar Botones