Consolida derechos de los niños proyecto de desarrollo de escuela matancera (+audio)

En estrecha colaboración con la filial universitaria de Matanzas, Medaldo Vitier Guanche, la escuela primaria “Seguidores de Camilo y Che” consolida  el respeto de los derechos de los niños y las niñas a través de diversos encuentros que se realizan con la presencia de alfabetizadoras, maestras jubiladas, integrantes de la Sociedad Cultural José Martí, la presidenta de ese consejo popular, profesores del  referido centro educacional y la doctora Clara María Martínez Matienzo, quién labora en la filial universitaria y es una de las principales protagonistas de este proyecto.

Disímiles  tareas  desarrollaron con motivo del 20 de noviembre, Día de la Convención de los Derechos de los niños y las niñas, entre ellas figura la inauguración del centro de referencia para la comunidad.

El matutino que se efectuó con motivo de la efeméride superó las expectativas.

No se quedó detrás la presentación  que realizarán  miembros del proyecto junto a sus educadoras  la Master en Ciencias Damaris Gutiérrez Delgado y la  Licenciada Amparo Pérez Sánchez.

Este encuentro fue propicio además para que  la vicepresidenta de la Sociedad Cultural José Martí, Gladys Pérez Rivero  declamara una décima que nuestra poetiza matancera Carilda Oliver Labra dedicara al Apóstol.

La directora de la filial universitaria de Matanzas, la Master Marta Fernández Torres ofreció declaraciones sobre la labor que allí se realiza.

Vania Calderín Pera y Daniela García Oviedo, estudiantes de sexto grado y  unas de las protagonistas de esta historia, dan su opinión sobre el respeto de los derechos de los niños y las niñas en Cuba y como se manifiestan.

La Convención  es un Tratado Internacional que reconoce los Derechos Humanos de los niños y las niñas de todo el mundo, fue promulgada el 20 de noviembre de 1989 y entró en vigor el 2 de noviembre de 1990. Se considera como el primer  instrumento jurídico internacional de carácter vinculante  en la protección de sus derechos.

Cuba firmó la Convención el 26 de enero de 1990 y la ratificó en 1991. En nuestra Isla  Caribeña la protección de la infancia y la adolescencia se rige por el principio de que “no hay nada más importante que un niño o niña”.

Carol Bellamy, Directora Ejecutiva de la UNICEF expresó….“Un siglo que comenzó prácticamente  sin ningún derecho para los niños termina con los infantes en posesión de uno de los instrumentos jurídicos más poderosos porque no solo reconoce sus derechos humanos sino que los protege”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *