Search
Friday 18 October 2019
  • :
  • :

Matanzas: la ciudad de un francés

Matanzas que es Atenas por su belleza y cultura se ve por estos días envuelta en una nube de polvo.  La ciudad está en un constante ajetreo constructivo a la espera que los rayos de luz de la celebración por su  325 aniversario de fundación diseminen  partículas  y muestren el esplendor de antaño.

Entre los edificios emblemáticos que resaltan  a la mirada de cualquier transeúnte se encuentra el otrora Palacio de Justicia, actual sede de  la oficina del conservador de la ciudad. Es evidente el adelanto en su reacomodo como futuro centro rector del patrimonio arquitectónico y cultural de Matanzas. Pero… ¿sabía usted que fue un francés quien acometió la edificación de tan distinguido inmueble yumurino?

Espera…te cuento más

¿Quién no se ha sentado en el Parque de la Libertad ya sea para conectarse por wi-fi, o tomarse un refresco y descansar del calor? Cuando pasees  por el parque caminarás sobre un diseño elaborado también por este emblemático francés.

Un 17 de agosto de 1796, nacía en Boufflers-en-Ponthieu, Picardía, Francia, Jules Sagebien ingeniero y arquitecto que proyectó la construcción de las dos edificaciones simbólicas de Matanzas a las que hacía referencia.

¿Fue este su único aporte?…

Jules Sagebien arriba al puerto de Matanzas en 1820, contaba entonces, con 24 años. La ciudad se encontraba en pleno florecimiento económico gracias a su puerto y al desarrollo de las plantaciones azucareras que traían consigo el incremento del comercio.

Entre sus aportes se encuentran las obras de reacondicionamiento de la Plaza de Armas de la ciudad, la construcción y reparación de varios puentes, el más importante de ellos fue el conocido como “Puente de la Carnicería” (ubicado en el lugar que ocupa el actual puente de la Plaza, nombrado Sánchez Figueras), la construcción de edificios públicos como el Cuartel Santa Cristina en 1827 (actual escuela Mártires del Goicuría), el Hospital de Santa Isabel en 1838 y el edificio de la Cárcel en 1839, (ubicado en el espacio que comprende el actual preuniversitario José Luis Dubrock.)

Como curiosidad te cuento que los planos que se conservan del Hospital José Ramón López Tabrane revelan un conocimiento amplio de la arquitectura y un diseño muy esmerado del estilo neoclásico. La casa del hacendado Juan Bautista Conffigny, ubicada en Río 41 (28802)  es el único ejemplo matancero del quehacer de Sagebien que ha llegado hasta nuestros días sin apenas modificación. Constituye un excepcional ejemplo de casa y almacén que se levantó a orillas del río San Juan. En ella están presentes los rasgos que identifican al grupo de viviendas calificadas como pro-neoclásica matanceras por excelencia a cuya definición contribuyó de modo determinante dicho arquitecto.

La Matanzas de la primera mitad del siglo XIX se  conoce como la Ciudad de Segabien. Su obra quedó insertada en el paisaje yumurino como una muestra de buena factura e indiscutible belleza.

A dos centurias y dos décadas del nacimiento de un francés que  vivió como matancero y fue partícipe del esplendor de esta la primera urbe moderna, estamos llamados a reanimar a la ciudad; a despertar a esa madre dormida que se llama: Matanzas.

Escrito por: Pablo G. Lleonart, Félix González y Alfredo Herrera Sánchez, estudiantes de periodismo




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mostrar Botones
Ocultar Botones