Search
Tuesday 15 October 2019
  • :
  • :

Experiencia de campista

Campismo Bacunayagua,

privilegiado paisaje,

pero si va al equipaje

sume un cubo para el agua

porque muy lenta se fragua

la cura a la tubería,

y el campista en su estadía

cuestiona la evaluación

que ostenta la instalación:

Primera categoría.

Si su maletín no entraña

ruedas, le debe poner

porque debe recorrer

del parqueo a la cabaña

con su equipo de campaña

al hombro. Es ley vigente

que ni momentáneamente

entren carros al campismo.

¿Seguridad o extremismo?

¿Desconfianza en el cliente?

Para hacer transformaciones

se le preguntó al cliente

qué desea o solamente

se impusieron conclusiones.

¿Quién hace las proyecciones?

¿El obrero es accionista

de ideas o solo alista?

¿El público se lamenta?

Hay que tener siempre en cuenta

el criterio del campista.

Complicado es exigir

lo que establecido está

cuando el que orienta no da

los medios para cumplir.

Complicado es dirigir

con muchos deseos de hacer,

no es suficiente querer

para lograr mejorar,

se deben sincronizar

querer, tener y poder.

 

Resumen: en el campismo

Bacunayagua hay afable

personal, agua potable

racionada, el senderismo

se practica desde el mismo

momento de la llegada.

Pero no se asuste, nada

supera en familia estar,

por eso va a mejorar

la próxima temporada.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mostrar Botones
Ocultar Botones