Search
Friday 18 October 2019
  • :
  • :

Cuba, un Estado socialista de derecho

El Proyecto de Constitución de la República de Cuba introduce el nuevo término de Estado socialista de derecho que refuerza la institucionalidad y el imperio de la ley, especialmente de la Carta Magna.

En la Isla, donde los sistemas social y político responden a la construcción del socialismo, este concepto cobra vital importancia, explicó Osvaldo Manuel Álvarez Torres, profesor de la Universidad de Matanzas.

Es algo puramente cubano, no existe en América Latina. Es un estado de otro tipo, no es el burgués, ni siquiera el estado social de derecho. Cuando preguntan qué tipo de estado tiene Cuba, pues uno socialista que ahora lo estamos definiendo como socialista de derecho, con una supremacía de la Constitución tal como se expresa en el artículo 7 del proyecto, muy relacionado también con el 8 y el 9”.

-Profesor, ¿qué caracteriza a este término?

“Es un estado democrático, pero más que participativo, protagónico y ahí está presente el pensamiento de Fidel y de Hugo Chávez. Es inclusivo, plural, con todos y para el bien de todos. Además, propugna el progreso y el mejoramiento humano individual y social”.

-Un estado socialista de derecho difiere del estado burgués de derecho, ¿en qué sentido?

“Este concepto cambia totalmente el panorama del estado burgués de derecho, que es muy formal y que no lo concreta. Aquí prima lo colectivo, aunque te respondan y respalden los derechos individuales”.

-¿Qué impacto tiene la inclusión de este término en una futura Constitución?

“Muchos amigos de Latinoamérica, colegas, me han dicho que defendamos la constitución porque se están formulando derechos que de aprobarse sería de las Cartas Magnas más buenas del continente. Y cuando hay personas que no viven en Cuba y que proyecto en mano te dicen esta Ley de Leyes refuerza la patria de Martí, pues por ahí se denota su importancia”. 

En el artículo 1 del Proyecto de Constitución se expresa que “Cuba es un Estado socialista de derecho, democrático, independiente y soberano, organizado con todos y para el bien de todos, como república unitaria e indivisible, fundada en el trabajo, la dignidad y la ética de sus ciudadanos, que tiene como objetivos esenciales el disfrute de la libertad política, la equidad, la justicia e igualdad social, la solidaridad, el humanismo, el bienestar y la prosperidad individual y colectiva”.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mostrar Botones
Ocultar Botones