Search
Monday 23 September 2019
  • :
  • :

El lanzador del estreno

La lógica indica que sea Lázaro Blanco el primer lanzador en encaramarse en la lomita por los Leñadores de Cuba en la Serie del Caribe, con sede en Panamá a partir de este lunes cuatro de febrero. Es el de más confianza de los mentores cubanos en los últimos años.

Presumiblemente, el granmense tendrá la responsabilidad de abrir el primer partido ante la selección Charros de Jalisco, pactado para las 3:00 p.m. del martes en nuestro país, en el Estadio Nacional Rod Carew, en la capital istmeña.

Para entregarle la bola, Pablo Civil tomará en cuenta su condición de serpentinero experimentado, un atleta seguro de sí mismo, que no padece de ansiedad en los momentos difíciles, fogueado además en la Liga Can-Am y por lo general con control de sus envíos en la zona baja. La duda en este minuto es si se encuentra en la misma forma deportiva que cuando abrió por los Alazanes de Granma en las dos últimas justas caribeñas.

En aquellas ocasiones, en la apertura, puso a dormir los bates contrarios con ese estilo envolvente y un control exquisito. En 2017 (fue escogido como el mejor monticulista en el Todos Estrellas) lo hizo ante los Tigres del Licey, con pizarra de 4-0, y en la cita de 2018 versus Caribes de Anzoátegui, con marcador de 6-2.

Esta será su tercera incursión en la Serie del Caribe, y asegura sentirse listo para asumir nuevamente un papel importante en el cuerpo de lanzadores.

Reconoce que hay varios con calidad y jóvenes talentosos que mucho pueden aportar a la causa de los Leñadores.

“Trataré de hacerlo bien, de lanzar la mayor cantidad de entradas posibles en cada salida. Es muy importante empezar ganando, una victoria nos da cierta ventaja, nos mantiene y ofrece esperanzas a todos”, aseguró.

–¿Qué piensas de esta selección cubana?

–Me parece un equipo sólido, bien preparado, muy similar a los anteriores que han participado en estas lides. De hecho, varios jugadores repiten. Es la base del conjunto de Las Tunas, el mejor de la Serie Nacional, de principio a fin, que demostró cohesión y espíritu de lucha en los desafíos más tensos. Y otra cosa significativa, el plantel terminó muy arriba, con un mentor que le inculcó siempre confianza y el juego fuerte. Por eso se llevaron el título.

–Hay quienes minimizan la calidad de la Serie del Caribe.

–El evento tiene alto nivel, sobre todo en el área del pitcheo. Allí van hombres con oficio, que dominan varios lanzamientos y acumulan algún tipo de experiencia en Grandes Ligas. Generalmente hacen mucho daño con sus bolas movidas. Cada equipo incorpora a varios jugadores de los planteles que quedaron en el camino. No pocos atletas de la Liga Can-Am ponderan la justa, dicen que es una buena oportunidad para destacarse.

–¿Cuáles son tus expectativas en el evento?

–Vamos a darlo todo. Nuestra meta es ganar, es lo que espera de nosotros el pueblo de Cuba.

–¿Estás preparado en caso de que fueras designado para abrir ante los Charros de Jalisco?

–Ya me he acostumbrado un poco a asumir ese rol, y ahora mismo me siento en buena forma. Pese a la tensión que significa lanzar el primer partido de tu equipo en un campeonato, trato de estar sereno y dominar la situación. Haré mi mayor esfuerzo.

–¿Qué opinas de Pablo Civil?

–Un director que ha progresado mucho, sabe sacarles el máximo a los muchachos; un mentor para quien la disciplina es fundamental.

A la altura de su decimoquinta Serie Nacional, el espigado atleta, nacido en el municipio granmense de Yara, confía en continuar cosechando éxitos en su carrera y adelanta que posiblemente se desempeñe en ligas foráneas.

Tomado del periódico Granma




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mostrar Botones
Ocultar Botones