Search
Thursday 17 October 2019
  • :
  • :

Turismo bloqueado, pero no derrotado

Ni el más férreo de los bloqueos impedirá que los turistas del mundo sigan viniendo a Cuba en busca de su seguridad, cultura, sol y playas. Fotos: De la Autora

Ni el más férreo de los bloqueos impedirá que los turistas del mundo sigan viniendo a Cuba en busca de su seguridad, cultura, sol y playas. Fotos: De la Autora

La última sesión de la Asamblea Nacional del Poder Popular evidenció el duro impacto que está teniendo sobre la industria turística cubana el bloqueo económico, financiero y comercial impuesto por los Estados Unidos y la activación del título III de la Ley extraterritorial Helms-Burton.

Según la información  ofrecida por Manuel Marrero Cruz,  titular del Ministerio de Turismo (MINTUR) , la afectación monetaria asciende a una cifra de 38 mil 722 millones 600 mil USD, consecuencia de que el turismo cubano sólo puede acceder al 50 por ciento de los viajeros visitantes del Caribe, región donde Cuba descuella  por ser el único país del mundo donde los estadounidenses no pueden viajar libremente como turistas.

A la Isla también la distinguen el hecho de competir en condiciones complejas, debido a la adquisición de productos e insumos hoteleros en latitudes tan lejanas como Europa y Asia, la inaccesibilidad a importantes compañías publicitarias internacionales, dos obstáculos complejizados por la existencia de sostenidas campañas anticubanas, dirigidas a desacreditar la industria de ocio antillana y la limitación impuesta a los ciudadanos estadounidenses, que sólo pueden viajar a Cuba bajo las 12 licencias aprobadas y no como turistas.

Al ya enrevesado escenario se agregaron severas medidas, puestas en vigor el pasado cinco de junio, con un innegable costo para el turismo, entre los seis sectores estratégicos de la economía cubana.

La grave incidencia de la actual arremetida está determinada por la prohibición de los viajes a Cuba de los aviones privados y corporativos, y también de los cruceros, veleros, barcos de pesca y otros aviones y embarcaciones similares.

El paquete de restricciones elimina, además, los viajes educativos grupales “people-to-people”, limitación que afectará en lo que resta del 2019 a un estimado de más de 560 mil estadounidenses.

A juicio del MINTUR, la aplicación del Título III está ralentizando el avance de los negocios, al recibirse hasta ahora cuatro demandas que afectan a seis compañías, de ellas tres cubanas y tres extranjeras.

Pese al difícil panorama, el MINTUR ha diseñado acciones para contrarrestar la actual situación, entre las que clasifican alternativas para flexibilizar  la política comercial y  estimular los flujos de visitantes desde el extranjero, incluyendo los cubanos residentes.

Concebida la estrategia en 56 acciones, sobresalen las de comunicación  en internet y en las redes sociales, así como también las de reforzamiento de  las ventas online.

Incrementar la presencia de turistas nacionales en los hoteles, visita de los directivos del MINTUR a los territorios con el de analizar las reservas de ingresos que no se están aprovechando, el fomento de la utilización de productos locales para tener mayor sostenibilidad y crear encadenamientos productivos, figuran entre objetivos por concretar.

Todo ello habrá que materializarlo en el menor tiempo posible para mitigar los efectos de una situación comercial con reflejo directo en lo económico. Tanto es así, que el mes de mayo cerró con  los ingresos satisfechos solo 90,6 por ciento.

Pese a este desfavorable comportamiento, el MINTUR y su sistema empresarial están convencidos del que el bloqueo daña pero no derrotará a un país como Cuba, abundante en atributos que lo diferencian, como la cultura y hospitalidad de su pueblo, ser de los países más seguros del mundo y poseer un rico legado cultural, patrimonial e histórico.




One thought on “Turismo bloqueado, pero no derrotado

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mostrar Botones
Ocultar Botones