Search
Monday 21 October 2019
  • :
  • :

Primera mujer matancera en narrar un juego de béisbol

Ajusta sus zapatillas de ballet e intenta un perfecto relevé. Sus manos se elevan y allá en las nubes Melissa ve dibujado otro sueño. No tardará mucho la niña, hoy convertida en mujer, en descubrir que su verdadero anhelo es ser comentarista deportiva.

Melissa Blanco Déniz, quien cursa el quinto año de la carrera de Periodismo, cuenta cómo después de asistir con su mamá a clases de ballet, piano, canto, descubrió su verdadera pasión en la cabina del estadio Victoria de Girón, para convertirse en la primera mujer matancera en narrar un juego de béisbol.

El deporte me gustaba desde pequeña, pero comencé a interesarme por él desde el punto de vista profesional, cuando tuve que optar por una carrera en la Vocacional. La pelota fue la motivación principal por la que decidí estudiar Periodismo, confiesa.

La estudiante cuenta cómo pronto se vinculó a Radio 26, incluso después de las prácticas laborales y poco a poco se adentró en ese mundo desde el punto de vista profesional:

“Con la ayuda de Yirmara Torres, presidenta provincial de la Unión de Periodistas de Cuba (Upec), logré acercarme a la cabina del estadio, donde enseguida me abrieron las puertas, me enseñaron la dinámica de un juego de este tipo y eso me encantó.

“Con el apoyo de Dayron Medina, Pancho Soriano y Alejandro Castellanos, a quienes agradece sus sabios consejos, comenzó a prepararse, hasta que el 15 de agosto último tuve la primera oportunidad para narrar en la Serie Nacional y me siento muy contenta por la aceptación que he tenido, esa es la mayor satisfacción”, enfatiza Melissa Blanco.

Segura de que el género no es impedimento para conseguir esta meta, recuerda cuán importante es la perseverancia, pero también el estudio constante, para lograr un desempeño con calidad, sea cual sea la meta propuesta.

Melissa se apresura. Acaban de terminar sus clases en la universidad, pero a las 2:00 de la tarde debe narrar un juego. Estudia con celo las estadísticas, mira a las nubes y sonríe feliz porque sabe que ahora si está cumpliendo sus sueños.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mostrar Botones
Ocultar Botones