A 56 años del Movimiento Millonario Reinaldo Castro sigue siendo historia (+audio)

El primer Héroe del Trabajo de la República de Cuba junto a los trabajadores de la UEB Los Indios

El primer Héroe del Trabajo de la República de Cuba junto a los trabajadores de la UEB Los Indios

En perfecta combinación de recuerdos y palabras me traslado más de medio siglo atrás cuando sus manos eran capaces de dominar sin contratiempos los avatares de la zafra y su hazaña era la meta para los macheteros de la Isla.

Sus pasos hoy son más lentos, sus pies no lucen botas ni caminan por los sembrados, pero su mente duerme sobre los surcos y amanece en los cañaverales. Su cuerpo acuna el recuerdo de toda una vida sosteniendo la mocha y apilando cañas, mientras su memoria, con filo tajante, así como acabada de amolar, arranca sonrisas a los oyentes de sus historias, esas que cuando salen de sus labios parecen recién acontecidas, como si 1965 resultara el año vigente.

Me cuenta sobre el tiempo en que su nombre comenzó a recorrer toda Cuba, pocos lo creían capaz de cortar mil arrobas de caña y para demostrarlo viajó hasta Contramaestre, arribó a las 4:00 de la madrugada y a las 6:00 se encontraba en el sembrado listo para hacer la labor cotidiana, pero ahora con espectadores y mil arrobas de caña malísima, como aseguró, siembra que derribó en apenas ocho horas.

Escuchar dígitos como seis mil 362 arrobas cortadas para normas técnicas y alzadas a mano me parecía una frase complicada y un número grande para ser el trabajo de un hombre, lucía como algo extraordinario, no era capaz de figurarme el significado de esa enorme cifra y solo supe a lo que se enfrentaba cuando tuve la dicha de acompañarle a su natal Calimete donde desandamos los senderos que llevan del central Jesús Rabí hacia la UEB Los Indios, aquella finca donde naciera Reinaldo Castro Yedra.

Diálogo entre Reynaldo y los trabajadores de la finca en lo que fuera la casa del Héroe del Trabajo, hoy oficinas de la UEB Los Indios.

Diálogo entre Reynaldo y los trabajadores de la finca en lo que fuera la casa del Héroe del Trabajo, hoy oficinas de la UEB Los Indios.

A 56 años de creado el Movimiento Millonario este 3 de marzo, Rey, como cariñosamente le llaman quienes lo aprecian, regresó al campo, a la tierra, a su vida… Durante el viaje no escatimó anécdotas relacionadas con las competiciones de macheteros, en las cuales nombres como Ernesto Guevara, Ursinio Rojas, Lázaro Peña, Juan Almeida o Esteban Lazo se transformaban en amigos cercanos para los presentes.

Con sus décimas vivimos la historia, comprendimos lo que tanto explican los libros hasta sentirnos parte de las brigadas que llegaron a cortar once millones en una zafra, entendimos que un hombre como él jamás tendrá semejante ni por sus capacidades ni por sus valores.

Reinaldo Castro Yedra es ese guajiro natural defensor de la verdad a toda costa, laborioso desde el vientre de su madre, agradecido, sencillo, incapaz de pedir nada para él, pero dispuesto a llamar al mismísimo Vaticano y hablar con el Papa por ayudar a un amigo.

Durante su niñez abundó la pobreza y sobró el trabajo; en su mano izquierda, justo sobre el dedo pulgar, la cicatriz de una herida le acompaña desde los cuatro años cuando junto a su padre luchaba por ayudar con el sustento familiar.

Reinaldo hacía amanecer al sol con el sonido de su mocha al atravesar las cañas, se burló del tiempo y humilló a la velocidad mientras arrasaba en apenas 27 minutos con cinco imponentes zurcos, hoy cada día para él depara un viaje al pasado donde fue feliz entre el sudor y la tierra, hoy para nosotros cada historia es un tesoro.

Senderos para trasladarse desde el central Jesús Rabí hasta la fina Los Indios, lugar de nacimiento de Reinaldo Castro.

Senderos para trasladarse desde el central Jesús Rabí hasta la fina Los Indios, lugar de nacimiento de Reinaldo Castro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *