29 de mayo de 2024

Radio 26 – Matanzas, Cuba

Emisora provincial de Matanzas, Cuba, La Radio de tu Corazón

Cambiar sin renunciar a nuestros más firmes principios

El primer secretario del Partido Comunista de Cuba y presidente de la República, Miguel Díaz-Canel Bermúdez, intervino en la jornada previa a la Segunda Sesión Extraordinaria de la X Legislatura de la Asamblea Nacional del Poder Popular.

Cambiar sin renunciar a nuestros más firmes principiosEn un mundo pos pandemia, al que se aspiraba de forma idealista fuera más de cooperación y solidaridad, se convirtió en lo contrario: un mundo donde se levantan muros y no puentes, crecen las desigualdades, se alientan las guerras y se recrudece el bloqueo. En ese mundo, nosotros no somos una burbuja.

Así inició su intervención el primer secretario del Partido Comunista de Cuba y presidente de la República, Miguel Díaz-Canel Bermúdez, al intervenir en la jornada previa a la Segunda Sesión Extraordinaria de la X Legislatura de la Asamblea Nacional del Poder Popular (ANPP).

En esa complejidad, agregó, se recrudeció el bloqueo en el segundo semestre de 2019 y nos incluyen en 2020 en una «lista espuria» que cataloga a Cuba como país patrocinador del terrorismo.

El mandatario explicó que la inclusión en esa lista –donde aún nos mantenemos– responde a dos pretextos: los llamados ataques sónicos a funcionarios de la embajada de Estados Unidos en Cuba, un tema denunciado por nuestro país y argumentado por nuestros científicos al punto de que la comunidad de inteligencia estadounidense reconoció que no se produjeron tales ataques.

El otro pretexto empleado, dijo, fue la permanencia de una delegación del Ejército de Liberación Nacional en Cuba, una solicitud del gobierno de Juan Manuel Santos en los inicios de los procesos de diálogo, donde se firmó un protocolo para garantizar la integridad de todas las partes que integraban ese proceso.

Denunció el Primer Secretario del Partido la lógica imperialista que se ha aplicado de forma agresiva, por parte del gobierno de Estados Unidos contra Cuba, y que ha incluido, en lo económico, el bloqueo recrudecido, la persecución financiera y energética, las presiones, la inclusión en la lista de países terroristas, la asfixia económica al país, para provocar descontento popular

Foto: José Manuel Correa

En lo ideológico, señaló, se ha caracterizado por una campaña mediática de descrédito, el incentivo al odio, la mentira, el engaño y las calumnias contra el país; los intentos de colonización cultural, todo con el objetivo de aislar a la Revolución.

A pesar de ello, y en un contexto pandémico, somos el país que más dosis por habitantes de vacunas ha administrado con un tratamiento eficiente contra la pandemia.

Ante esa lógica imperialista agresiva -resaltó Díaz-Canel- el país ha seguido el camino de continuar la construcción socialista, conjugando el reto entre la alternativa necesaria y posible en el proceso y en el proyecto.

Asimismo, ponderó la defensa de la independencia y soberanía, la resistencia creativa, la lucha por alcanzar la mayor justicia social posible, el papel fundamental de la Empresa Estatal Socialista, la participación popular y de los trabajadores, y la prosperidad.

Subrayó el Jefe de Estado que 2023 ha sido un año difícil, pero en pos de hacerlo mejor, se ha enfocado en el seguimiento y cumplimiento de lo acordado en el 8vo. Congreso del Partido, al tiempo que han tenido lugar importantes procesos sociales y políticos como el Referendo del Código de las Familias, las Elecciones Municipales, los comicios de diputados y la constitución de la nueva Asamblea Nacional del Poder Popular.

Díaz-Canel expresó que están entre los objetivos de trabajo para este año salir de la compleja situación económica y social con un aseguramiento político integral exigente desde el Partido, que estimule la comprensión y la participación del pueblo, fortalezca la unidad, levante la esperanza, provoque el perfeccionamiento del funcionamiento de la ANPP y propicie una gestión ágil y efectiva del gobierno.

Añadió la necesaria preparación de la reserva de cuadros para ocupar dentro de cinco años las más altas responsabilidades partidistas, de Estado y gobierno en el país.

El mandatario cubano resaltó la importancia para el trabajo del reconocimiento de conceptos como independencia, soberanía, democracia socialista, eficiencia económica, seguridad ciudadana, justicia social, antimperialismo, así como la lucha por una prosperidad que abarque desde la alimentación hasta la recreación.

Resaltó que es importante el buen funcionamiento de nuestras instituciones, cuando estas funcionan mal desacreditan a la Revolución y al proceso de construcción socialista.

Sobre la percepción de riesgos, el Presidente indicó insistir en el enfrentamiento a la corrupción, las ilegalidades, la indisciplina social, «no ser ingenuos ante las complejidades que se están viviendo y que no se acumulen los problemas, hay que tratar de arrancales un pedacito todos los días» pues no podemos resolverlos de golpe en su totalidad.

Reflexionó que sí, debemos cambiar todo lo que debe ser cambiado, pero sin marcharnos de la ruta probada, «sin apartarnos jamás del concepto de Revolución, pero libres de ataduras rígidas y conscientes de los posibles equívocos». La continuidad generacional es parte fundamental de la unidad, acotó.

QUÉ ES HACER POLÍTICA

Ante esa interrogante, retomando la obra y el pensamiento del Comandante en Jefe y Jose Martí, Díaz-Canel definió como elementos importantes para hacer política en nuestro país, en primer lugar la cultura, vista en su concepción más amplia como las raíces, la historia, la formación de la nación, nuestro valores. Y en esa cultura y en esa historia, están enseñanzas que nos pueden dar las respuestas para todo lo que nosotros enfrentamos en el presente y lo que enfrentaremos en el futuro, acotó el Presidente.

Destacó que el otro pilar de esa manera de hacer política es la ética, porque tiene que ver con los valores que compartimos.

Nosotros tenemos una fortaleza tremenda para defender lo que queremos realizar en el derecho, que es lo justo, recordando siempre que nuestra concepción es alcanzar la mayor justicia social posible; y en la verdad, con la verdad siempre se gana, recalcó.

Creo que esos son elementos que nosotros tenemos que saber combinar para desarrollar nuestra labor, precisó el mandatario.

El otro es defender el concepto de poder popular que desarrolló el Comandante Jefe, dijo. Tiene que haber todo un entramado que nos facilite, que nos permita desarrollar la participación popular, la democracia y para eso tiene que haber espacio, tenemos que seguir construyendo los espacios, tenemos que seguir perfeccionando los espacios donde desde los vecinos de la circunscripción, como su representante que son los delegados de las circunscripciones; el presidente del consejo y también los diputados haya suficientes espacios para debatir, para revisar, para criticar, para proponer, para evaluar cada una de nuestras situaciones y los temas más importantes de la agenda del país, de la agenda pública. Pero que eso se exprese en participación, que ya es un elemento de la democracia, que lo que se debate en esos espacios los representantes del pueblo lo llevan a la instancia de decisión.

El Jefe de Estado añadió que en un momento como este nos atrevemos a proponer cinco direcciones fundamentales, relacionadas entre sí: el desarrollo económico, la atención a problemas sociales, el fortalecimiento institucional, el trabajo con los cuadros y el fortalecimiento ideológico.

Otra de las prioridades para estabilizar los indicadores económicos y sociales es impulsar la producción local de alimentos y su comercialización, indicó el Presidente de la República, a propósito de la situación que presenta hoy el país en este renglón.

Alertó que hoy la mayor parte de la canasta básica que se distribuye a la población es importada, con un costo de más de 2 200 millones de dólares, lo que dificulta su abastecimiento y estabilidad debido a los altos precios de los alimentos a nivel global.

Por ello, aseveró, hay que producir a nivel local los alimentos que necesita el país, e indicó que, entre las acciones para lograr tal propósito, urge actualizar la conceptualización de la agricultura, recuperar el papel de la empresa estatal agropecuaria e impulsar un sistema de pago volcado hacia los productores en el nivel local para alcanzar la soberanía alimentaria.

Asimismo, señaló el tema de las inversiones para la producción de alimentos. Al respecto, refirió que entidades internacionales han puesto en financiamiento más de 300 millones de dólares que no se han empleado bien.

Ante esta situación, pidió analizar esos proyectos con financiamiento internacional, así como los proyectos detenidos a rescatar con inversión extranjera.

El mandatario también exhortó a buscar posibilidades de asignación de combustible estable a la agricultura, insumos y fertilizantes, y su ubicación en los mejores productores (polos productivos).

Igualmente hizo un llamado al desarrollo de las minindustrias, a fomentar el autoconsumo, a crear sistemas productivos locales sólidos y robustos, y a fomentar la productividad tanto en el sector estatal como en el no estatal.

Dentro del desarrollo económico, el Presidente se refirió a la situación que existe en estos momentos con los precios en el país. «Lo ideal para que haya una mejoría en los precios es que produzcamos más», precisó.

Al respecto, destacó que existe un carácter abusivo con los precios donde hay quienes aprovechan la oportunidad para enriquecerse.

Eso hay que enfrentarlo; se debe asegurar e implementar las medidas aprobadas en el Consejo de Ministros; perfeccionar el acopio y la comercialización por la vía estatal; perfeccionar la contratación, mantener la discusión con los actores de comercialización; accionar sobre las ventas ilegales y el mercado ilegal de divisas.

Por otra parte, destacó que se están llevando a cabo otras acciones que aún no han dado el resultado que se esperan, como la captación de ingresos de divisas en el país.

Existe una actualización del programa del desarrollo turístico donde se han incluido las visiones del área, conectar el turismo de venta, negocio y salud y se discutió el desarrollo de modalidades de turismo sostenible.

Agregó se está buscando incentivar la captación de remesas, criptomonedas, operaciones de cobros y pagos en el exterior, la bancarización de la moneda y el comercio electrónico, eliminar los pagos en CL, buscar modelos conjuntos de producción entre el sector estatal y el no estatal.

En el caso del comercio exterior e inversión extranjera, añadió, tenemos que despojarnos del inmovilismo que hemos visto en diferentes organismos e instituciones del país para hacer avanzar proyectos de inversión extranjera.

Precisó que, en las visitas realizadas al exterior, cuando nos reunimos con nuestros funcionarios diplomáticos, una de las quejas recurrentes es la pasividad, la demora, y hasta la indiferencia de instituciones y organismos para responder a intereses de cooperación e inversión.

«¿Cómo un país bloqueado en las condiciones que opera nuestra economía se puede dar esos lujos?», se cuestionó el mandatario, y vamos a exigir responsabilidad en aquellos lugares donde veamos esta indolencia, añadió.

Agregó que se debe apurar la inversión extranjera en el comercio interior y para la producción de alimentos.

En el pilar de atención social el Primer Secretario del Partido se refirió al trabajo social y las familias y personas en situación de vulnerabilidad, a la Política para la juventud, al diseño de un sistema de enfrentamiento popular, a más rigor en los procesos penales y análisis a nivel comunitario.

En cuanto al fortalecimiento institucional, sobre todo en la ANPP,  indicó exigir el cumplimiento de todo lo aprobado en las sesiones del Parlamento, las visitas trimestrales de los diputados a la base, el procesamiento y seguimiento de estas visitas, así como la resolución de los problemas plateados, las rendiciones de cuenta de las administraciones, así como a transparentar los presupuestos y su ejecución.

Tal como lo había expresado en el VI Pleno del Partido, Díaz-Canel reiteró que el camino está lleno de desafíos y adversidades que estamos obligados a enfrentar y superar con espíritu de victoria, con esfuerzo y talento, con empeño, unidad y creatividad; haciendo cada uno lo que le corresponde, alentando, motivando y demostrando que sí se puede. «Así vamos a lograr la victoria», concluyó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *